Un perro va cada día a la iglesia buscando a su dueña

superpop-perro

Lo de los animales es increíble y esta historia de va a enternecer… Un perro va todos los días a la iglesia para recordar a su dueña fallecida… Después de la muerte de su dueña, el pastor alemán Ciccio va todos los días la iglesia con la esperanza de reunirse de nuevo con aquella mujer que tanto la quería.
El perro se sitúa a los pies del altar mientras que el cura da la misa y es allí donde espera a que regrese su gran amiga.
Margaret Loch, la dueña de 57 años de edad, fue enterrada en cementerio de San María de la Asunción en San Danos, después de toda una vida dedicándose al cuidado de los perros callejeros.Dedicó su vida a los perros con los que compartía su pan cada día.
La mujer se reunía con ellos en la calle, los cuidaba y los alimentaba a todos por igual, pero para ella, Ciccio ocupaba un lugar especial, ya que le acompañaba a todos los lugares, hasta a la iglesia.
A principios de noviembre, cuando se celebró el funeral de María, el perro fue por primera vez a la iglesia para darle su adios y desde entonces no ha dejado de visitarla. ¿No es maravilloso? ¿Conoces historias así?


26 comentarios


¿Y tú qué opinas?