One Direction. Su vida. Capítulo 2

superpop-superpop-noti_listado_one2-1
Para comprender el segundo capítulo en la vida de One Direction tienes que retener en tu memoria esta fecha: viernes, 23 de julio de 2010, a las 8.22pm. Guárdala en tu memoria, déjala en tu corazón y entra en el episodio más decisivo de las vidas de Harry, Liam, Louis, Niall y Zayn. Fue el verano que cambió sus vidas por completo…

La primera vez que se vieron las caras

Los cinco ya no se iban a echar atrás y cada uno por separado acudió a sus audiciones de Factor X 2010. No tenían nada que perder, ya habían superado los castings iniciales y ahora les tocaba las audiciones ante el jurado. Y, si no salía bien, pues cada uno seguiría con su vida. Aquellos días estuvieron repletos de nervios, pero fueron muy importantes y jamás los olvidarán ¡porque ahí fue cuando se vieron por primera vez las caras! Ninguno de ellos sabía todavía que su destino estaba escrito, que estaban predestinados a seguir los 5 juntos… Pero ocurriría muy pronto.
De momento les tocaba seguir luchando por separado cada uno en sus audiciones para entrar en la categoría de Boys. Como ya sabes, en Factor X hay 4 categorías: Boys de 14-25 años, Girls de 14-25 años, Más de 25 y Grupos. ¡Pues los 5 chicos querían entrar en la categoría de Boys, que significa participar en plan individual! Todos se tuvieron que poner frente a caras tan famosas como Simon Cowell, Nicole Scherzinger, Katy Perry o Cheryl Cole. Pero ellos no se cortaron ni un pelo…

Las increíbles audiciones de los cinco

Niall Horan tuvo muy claro que cantaría «So Sick» para dejar alucinado al jurado. Es cierto que recibió comentarios de todo tipo pero finalmente logró pasar al siguiente nivel: el campamento de entrenamiento y la casa de los jueces. Luego le tocó el turno a Zayn Malik, que cantó para ellos «Let Me Love You» y con los jueces a su favor logró pasar… ¡aunque ya se le veía timidillo! Enseguida apareció Liam que se lanzó con «Cry Me a River» recibiendo un mega aplauso del jurado y unas increíbles palabras de Simon Cowell. Harry cantó «Isn’t She Lovely» y recibió comentarios buenos excepto de Louis Walsh que no lo veía del todo claro… ¡pero con dos le bastó para superar el nivel! Y Louis se lanzó con «Hey There Delilah» arrasando con todo el jurado. Estaba decidido… Los cinco chicos junto con mogollón más entraban directamente en el campo de entrenamiento, donde tendrían que prepararse a fondo, cantar, bailar, interpretar… ¡para demostrar quién podía seguir y quién no! Sólo pasarían 24 y Harry, Liam, Louis, Niall y Zayn querían estar dentro… Vídeo de las audiciones.

El duro campo de entrenamiento…

No fue fácil, pero les ayudó a conocerse mucho mejor. Fue ahí cuando empezaron a verse más a menudo los cinco y a intimar un poco más. Aunque seguían sin saber todo lo que estaban a punto de vivir… ¡juntos! El que peor lo pasó en el bootcamp fue Zayn sin ninguna duda. No le gustaba nada bailar, pero tenía que hacerlo como prueba… Y él se negaba a hacerlo, se escondía en el backstage y se rayaba mucho. Corría el riesgo de ser eliminado… Menos mal que Simon lo apoyó y lo animó a enfrentarse a su temor. Al final, Zayn empezó a bailar, pero no era su fuerte y él lo sabía. Ninguno olvidará su paso por el boot camp, pero lo peor fue cuando llegó la hora de escoger a los 24 aspirantes que pasarían a la siguiente fase, a la casa de los jueces. Era el día 23 de julio de 2010, el día clave.
Todos los concursantes se pusieron en pie frente al jurado deseando que su nombre fuera pronunciado… Empezaron a decir nombre tras nombre y nada. Liam y Niall aguantaban como podían las lágrimas y las caras de Zayn, Harry y Louis no podían ser más serias, más duras… Seguían diciendo nombres y los suyos no aparecían, sus corazones cada vez latían más fuertes. Era como una cuenta atrás… Y nada. Se hizo el silencio. Los jueces terminaron de dar la lista de nuevos finalistas y ninguno de los 5 estaban dentro de ella. Se acabó el sueño… Se derrumbaron por completo, se hundieron, todo había terminado para los 5 y para muchos otros. Había que regresar a casa, era el fin…

Cuando la vida da un giro radical…

Pero algo había quedado en las cabecitas de los jueces Simon y Nicole. Ellos sentían que ahí fuera había chicos y chicas muy buenos, con mucho talento. Tal vez en esos momentos no eran el perfil para ser solistas, pero podían ser algo más. Y ocurrió el milagro: Harry, Liam, Louis, Niall y Zayn estaban en el backstage hablando de la experiencia, dándose los teléfonos, despidiéndose… cuando de repente una voz pronunció sus 5 nombres junto con los nombres de varias chicas más. Esa voz les dijo que debían entrar para el escenario de nuevo.
¿Qué estaba ocurriendo? Los chicos no entendían nada, pero acudieron al escenario. Frente a ellos, seguían Nicole y Simo sentados en las mismas sillas donde minutos antes les habían expulsado.
Todo era raro… Pero ocurrió, eran las 8.22pm del 23 de julio de 2010 y ocurrió: los chicos eran increíbles para dejarlos marchar así de esa manera y los jueces habían pensado formar un grupo con ellos. ¡ESTABAN DENTRO! La banda había nacido por fin… Vídeo de la gran noticia.

Los primeros pasos de One Direction

¡No se lo podían creer! En aquel momento se miraron los unos a los otros con las caras alucinadas y emocionadas al mismo tiempo. Era cierto que estaban dentro y que habían pasado a la fase de la casa de los jueces, pero no como solistas sino como grupo. ¡Muy fuerte! En ese instante sólo querían abrazarse, gritar, llamar a su gente… Pero no podían evitar las dudas y los miedos. ¿Un grupo? ¿Y ahora qué? Apenas se conocían y tenían que formarse como banda y participar en Factor X. ¡Aquello era muy fuerte! Pero no podían estar más felices. Los cinco ya eran cómplices, cómplices de un mismo sueño. Simon Cowell se convirtió en su mentor y les dijo muy clarito a los cinco que tenían que ponerse las pilas, compenetrarse, conectar sus voces a la perfección, trabajar duro y sobre todo conocerse muy bien entre ellos. Tenían que ser una banda perfecta porque él había apostado por ellos.
Les pidió que no le fallaran y que curraran muy duro. Y por supuesto ninguno de los cinco se vino abajo, ¡al revés! Fueron a por todas. Tuvieron 5 largas semanas para convertirse en grupo y por eso decidieron retirarse a la casa al final del jardín del padrastro de Styles para conocerse y practicar. Se lo pasaron muy bien, se dieron cuenta de que tenían que ir todos a una y luchar por su sueño y que las decisiones ya no debían tomarlas por separado. ¡¡¡Como el nombre de su grupo!!! ¿Cómo se iban a llamar? A Niall se le ocurrió Niall and the potatos, pero no lo vieron muy claro. Acabaron eligiendo el de Harry: One Direction, porque pensó que sonaría muy bien en las galas. ¡Y dio en el clavo! Fue muy emocionante todo lo que vivieron y decidieron aquellos días. Ya no había marcha atrás: One Direction había llegado para quedarse. Vídeo de 1D en la casa de Harry.

Una canción, una decisión ¡y para dentro!

Cuando los chicos vieron claro que se conocían, que habían ensayado lo suficiente y que estaban seguros, llegó la hora de presentarse frente a Simon en la casa de los jueces y cantarle una canción ya como One Direction. ¡Simon no se pudo creer lo que vio cuando empezaron a entonar el temazo «Torn»! Era algo impecable, impresionante, algo que hacía mucho tiempo que no había visto en Factor X… Y por supuesto que tenían que pasar a la fase de galas en directo, sin ninguna duda… Vídeo de la actuación.
¡Los chicos explotaron de alegría cuando Simon dio su OK! Ellos no fueron los expulsados aquel día en la casa de los jueces, al contrario, One Direction ingresaba en los shows de Factor X ¡¡¡directos al triunfo!!! Simon lo vio claro, pero ellos cinco todavía tenían muchos miedos, sólo acababan de empezar y tal vez los expulsaban al principio de todo. Querían ir con pies de plomo, con cautela, pero con mucha seguridad. Ninguno sería ya solista, porque esta aventura empezaba en clave de grupo, cinco chicos, cinco voces y todas en una misma dirección: One Direction.
«Ver el relato foto a foto»
Para comprender el segundo capítulo en la vida de One Direction tienes que retener en tu memoria esta fecha: viernes, 23 de julio de 2010, a las 8.22pm. Guárdala en tu memoria, déjala en tu corazón y entra en el episodio más decisivo de las vidas de Harry, Liam, Louis, Niall y Zayn. Fue el verano que cambió sus vidas por completo…

La primera vez que se vieron las caras

Los cinco ya no se iban a echar atrás y cada uno por separado acudió a sus audiciones de Factor X 2010. No tenían nada que perder, ya habían superado los castings iniciales y ahora les tocaba las audiciones ante el jurado. Y, si no salía bien, pues cada uno seguiría con su vida. Aquellos días estuvieron repletos de nervios, pero fueron muy importantes y jamás los olvidarán ¡porque ahí fue cuando se vieron por primera vez las caras! Ninguno de ellos sabía todavía que su destino estaba escrito, que estaban predestinados a seguir los 5 juntos… Pero ocurriría muy pronto.
De momento les tocaba seguir luchando por separado cada uno en sus audiciones para entrar en la categoría de Boys. Como ya sabes, en Factor X hay 4 categorías: Boys de 14-25 años, Girls de 14-25 años, Más de 25 y Grupos. ¡Pues los 5 chicos querían entrar en la categoría de Boys, que significa participar en plan individual! Todos se tuvieron que poner frente a caras tan famosas como Simon Cowell, Nicole Scherzinger, Katy Perry o Cheryl Cole. Pero ellos no se cortaron ni un pelo…

Las increíbles audiciones de los cinco

Niall Horan tuvo muy claro que cantaría «So Sick» para dejar alucinado al jurado. Es cierto que recibió comentarios de todo tipo pero finalmente logró pasar al siguiente nivel: el campamento de entrenamiento y la casa de los jueces. Luego le tocó el turno a Zayn Malik, que cantó para ellos «Let Me Love You» y con los jueces a su favor logró pasar… ¡aunque ya se le veía timidillo! Enseguida apareció Liam que se lanzó con «Cry Me a River» recibiendo un mega aplauso del jurado y unas increíbles palabras de Simon Cowell. Harry cantó «Isn’t She Lovely» y recibió comentarios buenos excepto de Louis Walsh que no lo veía del todo claro… ¡pero con dos le bastó para superar el nivel! Y Louis se lanzó con «Hey There Delilah» arrasando con todo el jurado. Estaba decidido… Los cinco chicos junto con mogollón más entraban directamente en el campo de entrenamiento, donde tendrían que prepararse a fondo, cantar, bailar, interpretar… ¡para demostrar quién podía seguir y quién no! Sólo pasarían 24 y Harry, Liam, Louis, Niall y Zayn querían estar dentro… Vídeo de las audiciones.

El duro campo de entrenamiento…

No fue fácil, pero les ayudó a conocerse mucho mejor. Fue ahí cuando empezaron a verse más a menudo los cinco y a intimar un poco más. Aunque seguían sin saber todo lo que estaban a punto de vivir… ¡juntos! El que peor lo pasó en el bootcamp fue Zayn sin ninguna duda. No le gustaba nada bailar, pero tenía que hacerlo como prueba… Y él se negaba a hacerlo, se escondía en el backstage y se rayaba mucho. Corría el riesgo de ser eliminado… Menos mal que Simon lo apoyó y lo animó a enfrentarse a su temor. Al final, Zayn empezó a bailar, pero no era su fuerte y él lo sabía. Ninguno olvidará su paso por el boot camp, pero lo peor fue cuando llegó la hora de escoger a los 24 aspirantes que pasarían a la siguiente fase, a la casa de los jueces. Era el día 23 de julio de 2010, el día clave.
Todos los concursantes se pusieron en pie frente al jurado deseando que su nombre fuera pronunciado… Empezaron a decir nombre tras nombre y nada. Liam y Niall aguantaban como podían las lágrimas y las caras de Zayn, Harry y Louis no podían ser más serias, más duras… Seguían diciendo nombres y los suyos no aparecían, sus corazones cada vez latían más fuertes. Era como una cuenta atrás… Y nada. Se hizo el silencio. Los jueces terminaron de dar la lista de nuevos finalistas y ninguno de los 5 estaban dentro de ella. Se acabó el sueño… Se derrumbaron por completo, se hundieron, todo había terminado para los 5 y para muchos otros. Había que regresar a casa, era el fin…

Cuando la vida da un giro radical…

Pero algo había quedado en las cabecitas de los jueces Simon y Nicole. Ellos sentían que ahí fuera había chicos y chicas muy buenos, con mucho talento. Tal vez en esos momentos no eran el perfil para ser solistas, pero podían ser algo más. Y ocurrió el milagro: Harry, Liam, Louis, Niall y Zayn estaban en el backstage hablando de la experiencia, dándose los teléfonos, despidiéndose… cuando de repente una voz pronunció sus 5 nombres junto con los nombres de varias chicas más. Esa voz les dijo que debían entrar para el escenario de nuevo.
¿Qué estaba ocurriendo? Los chicos no entendían nada, pero acudieron al escenario. Frente a ellos, seguían Nicole y Simo sentados en las mismas sillas donde minutos antes les habían expulsado.
Todo era raro… Pero ocurrió, eran las 8.22pm del 23 de julio de 2010 y ocurrió: los chicos eran increíbles para dejarlos marchar así de esa manera y los jueces habían pensado formar un grupo con ellos. ¡ESTABAN DENTRO! La banda había nacido por fin… Vídeo de la gran noticia.

Los primeros pasos de One Direction

¡No se lo podían creer! En aquel momento se miraron los unos a los otros con las caras alucinadas y emocionadas al mismo tiempo. Era cierto que estaban dentro y que habían pasado a la fase de la casa de los jueces, pero no como solistas sino como grupo. ¡Muy fuerte! En ese instante sólo querían abrazarse, gritar, llamar a su gente… Pero no podían evitar las dudas y los miedos. ¿Un grupo? ¿Y ahora qué? Apenas se conocían y tenían que formarse como banda y participar en Factor X. ¡Aquello era muy fuerte! Pero no podían estar más felices. Los cinco ya eran cómplices, cómplices de un mismo sueño. Simon Cowell se convirtió en su mentor y les dijo muy clarito a los cinco que tenían que ponerse las pilas, compenetrarse, conectar sus voces a la perfección, trabajar duro y sobre todo conocerse muy bien entre ellos. Tenían que ser una banda perfecta porque él había apostado por ellos.
Les pidió que no le fallaran y que curraran muy duro. Y por supuesto ninguno de los cinco se vino abajo, ¡al revés! Fueron a por todas. Tuvieron 5 largas semanas para convertirse en grupo y por eso decidieron retirarse a la casa al final del jardín del padrastro de Styles para conocerse y practicar. Se lo pasaron muy bien, se dieron cuenta de que tenían que ir todos a una y luchar por su sueño y que las decisiones ya no debían tomarlas por separado. ¡¡¡Como el nombre de su grupo!!! ¿Cómo se iban a llamar? A Niall se le ocurrió Niall and the potatos, pero no lo vieron muy claro. Acabaron eligiendo el de Harry: One Direction, porque pensó que sonaría muy bien en las galas. ¡Y dio en el clavo! Fue muy emocionante todo lo que vivieron y decidieron aquellos días. Ya no había marcha atrás: One Direction había llegado para quedarse. Vídeo de 1D en la casa de Harry.

Una canción, una decisión ¡y para dentro!

Cuando los chicos vieron claro que se conocían, que habían ensayado lo suficiente y que estaban seguros, llegó la hora de presentarse frente a Simon en la casa de los jueces y cantarle una canción ya como One Direction. ¡Simon no se pudo creer lo que vio cuando empezaron a entonar el temazo «Torn»! Era algo impecable, impresionante, algo que hacía mucho tiempo que no había visto en Factor X… Y por supuesto que tenían que pasar a la fase de galas en directo, sin ninguna duda… Vídeo de la actuación.
¡Los chicos explotaron de alegría cuando Simon dio su OK! Ellos no fueron los expulsados aquel día en la casa de los jueces, al contrario, One Direction ingresaba en los shows de Factor X ¡¡¡directos al triunfo!!! Simon lo vio claro, pero ellos cinco todavía tenían muchos miedos, sólo acababan de empezar y tal vez los expulsaban al principio de todo. Querían ir con pies de plomo, con cautela, pero con mucha seguridad. Ninguno sería ya solista, porque esta aventura empezaba en clave de grupo, cinco chicos, cinco voces y todas en una misma dirección: One Direction.
«Ver el relato foto a foto»
Ver capítulo 3


No hay comentarios

¿Y tú qué opinas?