Inocente, Inocente… ¡Bromas por un tubo!

superpop-superpop-chicos-home-34
El monigote
El clásico monigote de papel o cartulina que enganchas en la espalda de tu «víctima» es una de las inocentadas más típicas. También se pueden utilizar adhesivos antiguos. Requiere destreza y agilidad para escapar en caso de venganza…

Todo por la pasta
Esta inocentada tiene varias versiones. Se trata de poner un billete o una moneda en el camino que se resista a ser cogido por el inocente en cuestión. Para hacerlo sólo tienes que pegarlo al suelo con un poco de cola o atarlo con un discreto hilo de nailon para retirarlo en el momento que lo vayan a coger.

El concurso
Es la típica broma del concurso telefónico. Consiste en llamar a un «inocente» y anunciarle que ha ganado un concurso. Cuando quiera saber cuál es el premio le dices que ha ganado «un lote de nada, valorado en cero millones de pesetas, gentileza de los Santos Inocentes».

La lavandería
Otra típica broma telefónica es llamar a a un número de teléfono al azar y preguntar: «¿Es aquí donde lavan la ropa?». La mayoría de la gente piensa que los han confundido con una lavandería y responde con un rotundo «no». A lo que puedes contraatacar con un enérgico «¡Pues qué marranos!».

¡Paga extra!
Esta broma es ideal para ganar un dinerillo extra. Pillas a un familiar o a un conocido y le dices con dramatismo que has perdido el monedero y que no tienes dinero para volver a casa. Y, cuando ya tienes en tus manos el dinero, le sueltas que ya se lo pagarán los Santos Inocentes.

El grifo maldito
Haces una llamada a alguien de tu familia presentándote como si fueras alguien de la compañía de aguas y les comunicas que estáis comprobando el estado de la instalación. Entonces dices: «¿Pueden ir al cuarto de baño y abrir el grifo para comprobar si sale agua, por favor?». Probablemente te dirán que sí. Entonces les pides que lo vuelvan a probar otra vez porque estáis probando otra canalización. Y así tantas veces como creas necesario. Si no se percatan de que es una broma, sólo tienes que añadir: «Vuélvanlo a probar y, si sale refresco, me avisan, ¡inocentes!».

La maleta diabólica
Coge una maleta vacía y ve por la calle simulando que pesa tanto que casi no puedes ni andar con ella a cuestas.  Cuando intenten ayudarte, comprobarán sorprendidos que, en realidad, no pesa nada.

Cordones paralizantes
Para hacer esta inocentada es imprescindible que tu «víctima» esté haciendo la siesta en un sillón, en un sofá… Consiste en atarle los cordones de un zapato con los del otro o atarlos a la pata de del asiento ¡para que luego no pueda levantarse!

La casa de los horrores
Si quieres hacer la inocentada del siglo a tu familia, convierte tu casa en la casa de los horrores. ¿Cómo? Es muy sencillo. Sólo tienes que cambiar todo de sitio. Pon sal en el azucarero y a la inversa. Altera el orden de los cajones. Cambia de sitio los cuadros. Traslada la ropa de un armario a otro. Haz las camas del revés con las sábanas abiertas por los pies y cerradas en el cabezal. Y todo lo que se te ocurra. Más que una casa ¡parecerá un manicomio!

BROMAS DE LA PEÑA

Mis amigos y yo nos curramos un cartel súper chulo que colgamos en el bar del pueblo sin que nadie lo viera. El anuncio decía que la tele vendría a transmitir las campanadas de fin de año en el pueblo y necesitaban hacer un ensayo la noche del día 28. ¡Fue increíble, pero la gente picó y esa noche la plaza estaba llena! Alba

Hace un año, mis amigas y yo madrugamos para colgar monigotes en las puertas de las casas de todo el barrio. ¡Nadie nos vio y todavía hoy se preguntan quién fue! Noelia

El año pasado, mi hermano Miguel se quedó conmigo. Se untó las manos con tinta de ésa que se borra y, para despertarme, me acarició la cara. ¡Cuando me vi en el espejo, tenía la cara azul! ¡Es muy graciosillo, pero este año me vengo, je, je! Carla
 
Siempre recordaré un año que me pasé toda una tarde con una amiga preguntando por una calle que no existía. ¡Mi amiga y yo poníamos cara de angustiados y de no haber roto nunca un plato! La gente estaba súper descolocada porque nosotras asegurábamos que esa calle existía… ¡A veces nos teníamos que morder la lengua para que no se nos escapase la risa! Carlos

No sé cómo me lo monté, ¡porque pensaba que esta broma no colaría nunca! Pero el caso es que el año pasado conseguí tomar el pelo a mis amigas diciéndoles que Bisbal estaba en un bar cercano a mi casa. En realidad, era un primo mío que tiene sus mismos rizos y, visto desde atrás, ¡es clavadito a Bisbal! ¡Mis amigas se lo tragaron y todavía hoy nos reímos al acordarnos! Claudia

Me lo pasé en grande una vez en mi casa con mi hermana. Pusimos un billete en el suelo de la calle, atado a un hilo de pescar. Nosotros estábamos en el balcón de casa y cada vez que alguien se agachaba para recoger el billete, ¡tirábamos del hilo y el billete salía volando! ¡Flipamos con el careto que se le quedaba a la peña! Mario
 
Recuerdo una broma que me hicieron con mucho cariño. Recibí una llamada en el móvil que me decía que había ganado una entrada para un concierto. ¡Yo estaba súper feliz con el regalo! y me presenté en el sitio que me decían para recogerlo. Pero allí no había nadie, ¡sólo mi prima Marta! Ella vive en Valencia y no me dijo que vendría a pasar unos días en casa por Navidad. ¡Y prefiero a Marta a cualquier concierto! Laura

Aprovecha y déjanos tus mejores bromas en los Comentarios de este reportaje… ¡Así toda la peña puede coger ideas!

¿SABÍAS QUE…?

No se sabe con seguridad cómo se inició la costumbre de hacer inocentadas. Pero lo que está claro es que es una tradición muy extendida.
• En España se celebra el 28 de diciembre y se llama el día los Santos Inocentes. Según la tradición cristina, es el día en el que el rey Herodes ordenó una matanza de niños para quitar de su camino al recién nacido Jesús.
• En Portugal se celebra el día 1 de abril y se llama «día das mentiras» (día de las mentiras).
• En Francia también se celebra el 1 de abril y se llama «le poisson d’avril» (una expresión equivalente a inocentada).
• Gran Bretaña y Estados Unidos también coinciden el 1 de abril. El nombre que recibe es «april fool’s day» (el día de los locos de abril).
• En la Índia se hace una fiesta similar el 31 de marzo.
• Y en la antigua Roma se hacían inocentadas el 25 de marzo.
 


No hay comentarios

¿Y tú qué opinas?